LAMB CHOP'S TV

2013

 

Primero el cordero, después la tele, y después los ovnis.

El cordero es, por excelencia, un animal de sacrificio. Para el antiguo pueblo hebreo, el pastor encerraba una autoridad política, mientras que el cordero se constituía como una referencia a lo sumiso y subordinado.

Una resignificación actual del programa infantil Lamb Chop's Play Along, emitido por la televisión estadounidense a principios de los 90s, sirve como eje conector entre distintos enunciados emitidos por medios masivos en las últimas décadas, todos ellos emparentados por su escasa necesidad de veracidad (avistamientos de ovnis, contactos con seres mitológicos, abducciones, etc.) y por la pretensión de que el televidente lo acepte de un modo sumiso y subordinado, como un cordero.

 

Parecido a un persicopio que cuelga del cielo, Lamb Chops TV posibilita una relación íntima con relatos periodísticos tomados de medios televisivos de distintas partes del mundo seleccionados bajo un mismo criterio: tener como tema los mundos de otras partes.